Boda al aire libre Irene y Jesús

“Es un lugar de ensueño, con mucho encanto,
teníamos claro que queríamos celebrar uno de los días
más importantes de nuestras vidas en un lugar de estas características,
donde el entorno hace que todo brille aún más.”
Irene & Jesús

Jesús e Irene se casaron un 17 de junio de 2017 . Una pareja muy especial para nosotros, ya que son amigos de toda la vida.

Desde que Irene conoció a Jesús tuvo claro que sería el hombre de su vida. ¿Qué os puedo decir de ellos?  Son unas personas superpositivas, no les gustan las complicaciones y con ellos siempre te lo pasas bien. Todas estas cualidades se notaron muy mucho en los preparativos de su boda. En una tarde averiguamos la fecha, el sitio y Cátering ¡y no tardaron mucho más para elegir los demás proveedores!

El día antes de su boda, cuando en la finca nos encontrábamos ultimando los preparativos, hubo una gran tormenta. ¡Cayeron chuzos de punta! Pero… ni eso hizo que ellos perdieran la calma que les caracteriza. Eso sí, después de la tormenta siempre llega la calma y el sábado lució un sol maravilloso.

La ceremonia religiosa tuvo lugar en una iglesia muy especial para ellos: la iglesia de su cole, de nuestro cole, de Compañía de María, donde ambos han estudiado y actualmente trabajan. Ese día, lucía más bonita que nunca, todo estaba precioso y ambos muy emocionados. Recuerdo que cuando entré con mi hija Victoria de la mano (iba de angelito, pero aún estaba dando sus primeros pasos), ¡cuántos recuerdos tan bonitos de mi niñez vinieron a mi memoria, y a más de un exalumno también los vi muy pero que muy emocionados. ¡Qué elección más acertada!

Tras la ceremonia, se dirigieron a Lagar Santa Victoria, donde se realizaron las fotografías y donde les esperaban los invitados para darlo todo. La noche fue perfecta.

Ambos aseguran que no se puede elegir un único recuerdo, pues el día estuvo repleto de muchas y grandes emociones que, en su conjunto, hicieron que fuera uno de los días más felices de sus vidas.

Ellos me van a permitir que yo, si que me quedo con uno: la sonrisa, en sus caras, no desapareció durante toda la boda.  Esta felicidad nos la transmitieron a todos los invitados, siendo una de las bodas donde más buen rollo se respiraba.

¡Actualmente, están en la dulce espera! Un bebé al que veremos corretear pronto por la Finca.

Vestido de la novia: Colección St´Patrick (Luisa Rasero, Lucena)

Traje del novio: hecho a mano (Confección Carlos Miguel, Puente Genil)

Cátering: Las Camachas (Montilla)

Fotografía: Jorge Ortiz

Flores: Monte Cristo

Música: Joaquín Reina y actuación flamenca (La Tata)

Photocall: Risbox

 

Después de la tormenta siempre llega la calma, pero sé que después de ti, después de ti no hay nada.

Alejandro Sanz, Corazón partío

 

¡Si te ha gustado compártelo!
Share on Facebook
Facebook
Share on Google+
Google+
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *